lunes, 1 de diciembre de 2008

Y ahora… ahora… me…

No le tenía confianza a la Giorgi, pero hecha la aclaración, la saludo señora ministra, más aún cuando dijo que las retenciones no se tocan. En ese momento a Biolcati y a los sojeros boys, se les nubló la sonrisa, y ahora…ahora…

Hablando de otras cosas, el compañero Radical K, Zamora hizo una pésima elección sacando más del 85 % de los votos, ¿de que se disfrazarán los garcas corta rutas?, un médico para Mariano T y la prensa adicta a la expoagro…

Y ahora… ahora...
Pero falta una aclaración la Coalición Cívica sacó un 0,67%.

20 comentarios:

Rob Rufino dijo...

Salú!!!

Andrés el Viejo dijo...

¿A usted le parece poco que 15% de los votantes hayan rechazado al sistema caudillesco? Lea La Nación y se le va a borrar la sonrisa. El triunfo del caudillo chico (Zamora) está cargado de presagios ominosos para el caudillo grande (NK).
Saludos

johnny monsanto dijo...

Las retenciones no se tocan y la soja no se vende, los departamentos, las camionetas y las maquinas no se compran, un plan anticrisis fenomenal.
Aguanten hasta el 10 de diciembre, no van a ser los agrogarcas sus únicos oponentes, tambien van a estar los obreros de los frigoríficos, los de las fábricas de herramientas y los de los comercios del interior, todos protestando contra la redistribución de lo ajeno.

Anyuletta dijo...

Pero ¿cómo? No era que el interior se cae a cachos, que está en llamas, que nunca mas iba a votar K, y recontra sarasa? Este gobernador estuvo a favor de la 125? Cómo es que ganó con un 85 por ciento?

Qué gran elección hizo Lilita! IM-PRE-SIO-NAN-TE.

sin dioses dijo...

Johnny que no lo escuchen, ¿es que no se vende, o que pierden plata? Escucho hablar de la redistribucion del ingreso aca tiene un ejemplo de lo que redistribuye el campo
http://www2.criticadigital.com/index.php?secc=nota&nid=14293&pagina=2

Demóstenes dijo...

Sin Dioses, le voy a pedir por favor que modere su lenguaje y sus expresiones de júbilo. Tratemos de no echar más nafta al fuego.
En este espacio tratamos de no escribir desde el revanchismo, ni generar bronca, simplemente hacer tomar conciencia.
No vaya a ser el demonio que tenga que comerse sus cánticos tribuneros ante una elección adversa en un futuro próximo.
Después de todo, en la intimidad seguro encontramos cosas por criticar y mejorar a esta gestión de gobierno, aunque acompañemos.
Le pido, por su salud, no se tome estas cosas en forma tan personal, Ud. seguramente es un independiente como yo y no está excento a que de buenas a primeras lo perjudiquen con alguna medida.
Por ahora, salud y festejo; pero con cautela.

D-M-T

Juan de los Palotes Medrano dijo...

Santiago del Estero no vive del turismo, ni de la industria, ni de la ganadería, ni mucho de la agricultura, sino del ESTADO NACIONAL, al igual que todas la provincias pobres de nuestro país.

Es completamente lógico, por ende, que caudillos populistas como los Juárez, o ahora Zamora, ganen en forma aplastante cuanta elección se realiza, pues cuentan con la plata fresca que les manda Buenos Aires.

Esto no tiene nada que ver con derecha o izquierda. Es simplemente plata. Si en lugar de mandarle la plata a Zamora, se la mandaran a Drácula, Marcelo Marcote, o el Sr. Burns, también éstos ganarían por el 90%.

A mayor ignorancia/pobreza, más chances tiene el populismo/clientelismo de captar votos, y exactamente lo mismo ocurre en el conurbano bonaerense.

Lo malo (para el gobierno) es que allí la composición socio-económica está más repartida, y sólo puede arrasar en los lugares realmente pobres-pobres, donde un electrodoméstico, un plan trabajar, o $200, valen mucho más que en los sectores medios.

Ahora bien, creer que el triunfo de Zamora es de algún modo un "logro" para el gobierno nacional, es de una inocencia mayúscula, que sinceramente me enternece.

En verdad, lo que el triunfo de Zamora confirma, es que el país no ha avanzado un ápice en la remanida "distribución del ingreso", ni en la creación de riqueza, ni en la implantación de un sistema federal de gobierno.

Que alguien festeje la pobreza me parece lamentable, y me da vergüenza ajena.

sin dioses dijo...

Tiene razon Juan, me convenció es de muy buena gente festejar cuando ganan defraudadores del fisco, salvados por una corte menemista. Eso si que es generar riqueza!!

Juan de los Palotes Medrano dijo...

Defraudadores de qué?!

Pero en que clase de realidad paralela vive Ud., Sin Dioses?!

Defraudadores del fisco son los Kirchner, que compran tierras fiscales en Calafate, y después la revenden un 3000% más cara.

Defraudadores del fisco son los que arman "blanqueos", para que los empresarios "amigos" legalicen la platita negra que hicieron durante estos cinco años!

Es Ud. un caradura!

sin dioses dijo...

Ud es una caradura que apoya a un ladron al fisco por 100 millones de pesos / dolares que le costo la cabeza a varios cortesanos

Según la DGI, la empresa de los Macri evadió unos 55 millones de pesos del 93 al 95 durante la presidencia de Mauricio Macri en la empresa.
En 1993 Sevel de Argentina exportaba autopartes a Sevel Uruguay, lo que le permitía cobrar reintegros por exportaciones. Pero, a su vez, esas piezas, eran ensambladas allí y luego importadas a la Argentina en forma de automóviles terminados.

De este modo, Sevel cobraba reembolsos por exportaciones y realizaba las importaciones con un arancel diferencial del 2 por ciento. Así, se beneficiaba con el sistema de importación compensada a partir de los automotores exportados. Tras comparar números de chasis y de motor de 1300 vehículos, se determinó que las mismas partes que salían de la Argentina a su vez eran reingresadas en el país, luego de ser compradas y vendidas por Sevel Uruguay y Drago SA, supuestamente controladas por Sevel.

Un cálculo aproximado realizado por los investigadores concluyó que el monto de lo percibido como reintegro sólo en 1993 asciende a unos 7.000.000 de pesos. Se estima que estas exportaciones continuaron hasta 1995.
Fuente:
http://buscador.lanacion.com.ar/Nota.asp?nota_id=53408&high=sevel
http://www.clarin.com/diario/2001/02/23/e-01401.htm
http://www.clarin.com/diario/2002/04/14/s-04601.htm

Los jueces que absolvieron a los Macri: Mauricio fue embargado por 4,9 millones de pesos pero posteriormente la corte menemista (Moliné, Vazquez, Nazareno...) con la famosa "mayoría automática" declaró inocentes a los Macri rechazando la apelación de la causa a pesar de no tener argumentos para hacerlo. Ante las sospechas de corrupción y por su dudoso desempeño estos jueces sufrieron juicio político y renunciaron o fueron destituidos (caso Moliné) en 2003.
El dudoso desempeño en la causa Sevel fue uno de los cargos que se les imputaron.
Fuente:
http://www.clarin.com/diario/2003/10/29/p-01201.htm
http://buscador.lanacion.com.ar/Nota.asp?nota_id=508738&high=sevel
http://buscador.lanacion.com.ar/Nota.asp?nota_id=504914&high=sevel

El Grupo Macri (Socma), del cual Mauricio fue vicepresidente hasta el 2003, con el Banco Galicia como socio minoritario, se adjudicó en 1997 la privatización del servicio postal, en una de las últimas operaciones que consumó el menemismo. Esto hicieron:

En aquel momento se logró la concesión por 30 años con la promesa de pagarle al Estado un canon semestral de 51,6 millones de pesos/dólares . Sin embargo, en 1999 dejó de abonarlo. Si hay un contrato firmado hay que cumplirlo. Correo Argentina SA había entrado en concurso preventivo en septiembre de 2001, cuando debía $900 millones. La deuda del Grupo Macri con el Estado es de 659 millones de dólares (en el 1 a 1), hoy alrededor de 1.977.100.000 de pesos argentinos (según el 3 a 1 actual) y sin tener en cuenta los intereses.

Se despidió empleados en forma masiva (10.000) que fueron indemnizados. Pero después, el Grupo Macri pretendió que se computaran estas indemnizaciones por despido como inversiones de la empresa. ¿Inversión en que?
Fuente:
http://www.lanacion.com.ar/archivo/nota.asp?nota_id=556165&origen=acumulado&acumulado_id=
http://www.clarin.com/diario/2003/12/19/p-01606.htm

En el año de su despedida, a Macri no le dan los números El ultimo balance de 2006 arroja un pasivo de 75 millones. Además el balance no da déficit gracias a que se sumaron ingresos que son inexistentes. Esto resulta curioso si retomamos las palabras de Macri en 2004 (antes de la venta de Tevez por 18 millones de dólares) que "Boca Juniors tenía cubierto su presupuesto por los próximos tres años".
Recordemos que después de eso se vendió a Gago por 22 millones de dólares y a otros jugadores como por ejemplo Insua, Bilos, Abbondanzieri, Alvarez, Rusculleda, etc. En 2006. En el caso de Insua fue a 5 millones de dólares también en el 2006, a pesar de que éste no se quería ser transferido
Fuente:
http://muyboca.com.ar/2007/01/02/%C2%BFun-pasivo-de-75-millones/
http://www.pagina12.com.ar/diario/deportes/8-78448-2006-12-31.html

¿Usted sabía?... que no cumple con los requisitos que establece la Constitución de la Ciudad en materia de INCOMPATIBILIDADES ya que la función de Jefe de Gobierno es incompatible con: ser propietario, directivo, gerente, patrocinante o desempeñar cualquier otra función rectora de asesoramiento o el mandato de empresa que contrate con la Ciudad. Son varias las empresas de Macri que tienen contrato con la Ciudad, como ser: INTRON S.A. (control de las multas fotográficas), SIDECO AMERICANA (estacionamiento) , SEPSA (pago fácil), etc.


http://www.pagina12.com.ar/diario/sociedad/3-105705-2008-06-09.html

Anarkiko dijo...

La discusión entre Palotes y Sin Dioses es un claro ejemplo de como le va al país...El fanatismo enceguece...
Saludos

Tagarna dijo...

Pero Sin dioses, no me va a negar que Mauri es un tipo pintón, todo un galán, tan rubio y de ojos claros... Que pretende, que vaya preso como cualquier negrito de mierda?? Que desubicación.

Juan de los Palotes Medrano dijo...

La falta de argumentación me da gracia. Se denuncia que una apelación fue mal rechazada, y para fundar esa tesis, se dice que el Tribunal que la rechazó "no tenía argumentos para hacerlo".

Esa le parece una forma de argumentar, Sin Dioses?

Después dice que los jueces de la Corte fueron echados por "sospechas de corrupción y por su dudoso desempeño", cuando todo el mundo sabe que el motivo fue otro: La necesidad de Kirchner de poner al homosexual Zaffaroni, al impresentable Lorenzetti, y a la ex-desaparecida Argibay, para que convaliden sus mamarrachos en materia de derechos humanos.

Por lo pronto, le aclaro que las "sospechas" y las "dudas" que Ud. plantea, jamás pueden dar lugar a una sentencia, y de hecho ninguno de los jueces expulsados fue condenado por ningún delito.

Es decir que Ud. acusa a Macri por supuestos "crímenes" que sólo existen en la imaginación de los empleados públicos que redactan Página/12.

La causa que se está sustanciando sobre el tema del Correo (y que como toda causa contencioso-administrativa, durará 20 años), será inexorablemente ganada por el grupo Macri, en tanto la anulación del contrato de concesión fue ridícula, ya que era el Estado el que no había cumplido con su parte del contrato. La única "gesta histórica" que han logrado los Kirchner en este caso, es crear una nueva y monumental deuda para el Estado Nacional, que pagaremos todos (dentro de 15 años, eso si).

Todo el mundo sabe (hasta los más despistados) que en realidad, lo del Correo se hizo para asegurarse el control de las elecciones (que realiza el Correo) no quedara en manos del "enemigo".

Y con respecto a Boca, vuelve a demostrar Ud. su ignorancia supina: Mauricio Macri ha sido el mejor dirigente que el futbol argentino tuvo en toda su historia.

No sólo por los éxitos deportivos que cosechó (imposibles de igualar) sino por el completo saneamiento económico e institucional que realizó en el club, que estaba deshecho cuando él asumió.

Pero bueno, si quiere seguir informándose por Página/12 y Telam, adelante. Seguramente allí se escriba una novela de ciencia ficción, donde Kirchner no es chorro, donde la Cristina es una persona ilustrada, y donde el Frente para la Victoria, no es una banda de ladrones.

Hasta el Frente para la Victoria, siempre!

Juan de los Palotes Medrano dijo...

Y para cuando quiera conocer algo de Santiago del Estero, le dejo un texto de Serenella Cottani, que seguramente lo atraerá:

SANTIAGO DEL ESTERO (de nuestra corresponsal itinerante, S.C.).- Zamora, El Gran Tacuchador, ”tacuchó” la provincia. Es decir, taponó con votos el camino de Santiago. Aplastó al “resto del mundo”, la abnegada oposición. Hasta pisarla. Tacucharla de boletas.
Por primera vez en su historia, el peronismo, ostensiblemente destruido, no pudo presentar, en Santiago del Estero, un candidato a gobernador.
El Movimiento, otrora invencible, aquí sólo despuntó, sin menores esperanzas, como una inservible colectora.
Gerardo Zamora, el gobernador reelecto, es el más pragmático de los “radicales kash”.
Se comió, solo, a las cucharadas soperas, la totalidad del tarro de dulce de leche. Como sarcásticamente lo sostuvo cierto impetuoso empresario, que hoy no tiene otra alternativa que apoyarlo. Igual que tantos santiagueños que sobreviven entre el colectivo latrocinio. Como otros melancólicos sin aspiraciones, que medran la diaria, entre la decadencia.

Zamora es el exponente que superó los métodos arcaicos del caudillismo. Impuso la esquizofrenia de un ”neojuarismo kirchnerista”, pero en versión radical. Justamente en un terruño de fantasía, que haría empalidecer a Rulfo, a la medida de García Márquez. Con códigos de conducta que podrían atormentar el raciocinio de Beatriz Sarlo, la serenidad de Kovadloff. Podrían inspirar una novela de Abel Posse.
Con sobrada solvencia, Zamora es el Pichón de Kirchner. Ocupó el espacio vacante de poder. La profundidad del claro. Del boquete producido por la declinación biológica del caudillo inspirador. Don Carlos Juárez. El “maestro” peronista de Kirchner. Y del propio Zamora.

Durante medio siglo, desde que no era viejo, el “viejo Juárez” signó los destinos de esta provincia surreal.
En Santiago, donde la traición suele ser natural. Como la religiosidad de la siesta.
Reverencias entonces al Gran Tacuchador, Gerardo Zamora. El cordobés que se hizo dueño de Santiago del Estero. Logró la hazaña de desalojar a los suplicantes peronistas mayoritarios. Hasta someterlos.
Legitimó el atragantamiento con el dulce de leche. Con el 85 por ciento de aprobación electoral, es asombrosamente irreprochable. Vayan loas.
Sucesión de deslealtades

En la cafetería del Hotel Coventry aún puede hurgarse sobre los motivos de la dolorosa autodestrucción del peronismo provincial. El desmoronamiento fue generador del fenómeno Zamora.
Abundan, por doquier, los medradores que prefieren echan las culpas plácidas sobre el “viejo Juárez”. Por su metodología, anticipatoriamente kirchnerista, de construcción de poder. Inspirado en el acaparamiento de poder personal. En sintonía simultánea con la imposibilidad del crecimiento de cualquier otro.
Los proyectos ajenos -para Juárez o Kirchner- deben ser cortados de raíz.

En el 2004, Zamora le ganó la batalla por la gobernación al Pepe Figueroa. El menemista de Kirchner. Téngase en cuenta que el peronismo entonces existía. Dato elemental que sirve para aludir a la sucesión de deslealtades escalonadas. Para la antología escogida de las volteretas acrobáticas. Denominadas, durante los prejuicios de la antigüedad, traiciones.
El Pepe Figueroa fue el candidato justicialista, después de ganarle la interna a José María Cantos. Pero Cantos desistió de adherir a la tesitura telúrica. Antigualla que indica que “el que gana conduce y el que pierde acompaña”.
Juntamente con Juárez, también Cantos mandó a votar por el radical Zamora. El objetivo era terminar con el Pepe Figueroa, el menemista precipitadamente kirchnerizado.
Para lograr la extinción política del Pepe, no hacía falta acabar, en Santiago, de raíz, con la superstición del peronismo.

Por entonces Zamora era un cuadro que se reportaba al senador Zavalía.
Trátase de aquel político radical, llamativamente estrafalario, que hacía las campañas a caballo.
Zavalía había sido intendente de Santiago, la capital, con un vice que entonces era poco más que su empleado.
Un tal Gerardo Zamora. Que produce, una vez electo, el alejamiento, admirablemente oportuno, de Zavalía.
Hoy Zavalía es otro que pasa casi inadvertido, entre la fila de sus derrotados.
Radical Kash

Muy poco tardó Zamora en hacerse kirchnerista. Por conveniente necesidad. Es el ejemplo admirable del Radical Kash. Porque debía gobernar la provincia. Razonablemente aceptable era apoyarse en la contabilidad nacional. En Kirchner. Es decir, aferrarse a la nutrición insaciable de su caja. Hasta recibir, incluso, para las arcas de la provincia, una gran consumidora de coparticipación, dinero de más. Para destinos investigables.
Mientras tanto, Kirchner diseñaba la utopía de la Concertación. Y con Zamora, en la maltratada provincia, se consolidaba la cultura del latrocinio. En una versión flamante, aún no estudiada en la magnitud de su precariedad.
En la cafetería del Coventry, como en la cafetería del Hotel Carlos V, como en cualquier bolichón santiagueño donde impere la lenta resignación y el abatimiento, nadie ignora los detalles de la corrupción estructural. Sistema altamente desfachatado, que alcanza, ante la global indiferencia, la perfección.
A juzgar por los relatos, las irregularidades dictan su espectáculo olímpicamente deplorable, para desmenuzar en otro despacho, con menores urgencias. Se registra el show ante el desdén de una sociedad complaciente, moralmente entregada. A la que no puede reprochársele su decisión inteligente de convivir, con tal de mantenerse, con la cotidianeidad que ya no alarma. Y que debiera inspirar una novela de Posse. Con mayor densidad que la violenta adjetivada de la crónica.
Peronismo a la carta

Conste que “el viejo Juárez”, cuando aún estaba lúcido, y por expresa indicación de Duhalde, fue el primer gobernador que se pronunció a favor de Kirchner. Debió hacerle caso a las sabias advertencias de la Nina. Su esposa. Nina Aragonés de Juárez también fue gobernadora.
Los Kirchner plagiaron, a los Juárez, hasta semejante detalle del cesarismo conyugal.
En aquel 2003 se ofrecía un menú popular, con entrada y postre. Tres candidatos del peronismo a la carta. Legitimados en el gastronómico Congreso de Lanús.
Kirchner arrastraba el mérito socialmente favorable de ser un desconocido. Aparte estaba Menem, demasiado conocido. Al que Juárez y Duhalde, al unísono, emotivamente detestaban. Y complementaba el simpático Adolfo Rodríguez Saa, al que respetaban menos.
Aún se recuerda, entre las mesas del Coventry, cuando Kirchner vino a Santiago. Y trató, abiertamente, de Maestro, al “viejo Juárez”. Para colmo Kirchner no mentía. Porque había aplicado una versión usada del método juarista, para gobernar Santa Cruz. Durante doce años.
Sin embargo, en cuanto Kirchner fue presidente, aprovechó las secuelas de un crimen. Para abandonar, por su reconocido carácter solidario, al Maestro. E intervenirle, con crueldad, la provincia.
El fiscal Lanusse, como Interventor en Santiago, superó la hazaña de ser peor evocado que Schiaretti, el actual gobernador de Córdoba. Schiaretti también fue interventor, en el infortunio de otra instancia de esta provincia, implacablemente desangelada.
Altibajos

Altibajos del juego de acercamientos y alejamientos.
Analistas desorientados de Buenos Aires interpretan la contundente victoria de Zamora como un triunfo oxigenante para el kirchnerismo. Lo demuestra la sonrisa diáfana del desperdiciado ministro Randazzo, que vino a fotografiarse.
Debiera registrarse, tal vez, esta elección, como el preludio de dos traiciones inexorablemente recíprocas.
Porque Zamora le tomó el dinero, que es el máximo capital moral de Kirchner. Pero de ningún modo le aceptó llevar, por ejemplo, un vicegobernador, que le respondiera a Kirchner.
Por lo tanto Zamora se prepara, sigilosamente, según nuestras fuentes, para volver a ser otro radical sin aditamentos. Desprenderse paulatinamente del Kash, con cuatro años asegurados en el bolso. Para alegría, en primer lugar, de la causa estrictamente personal de su segundo suegro. El doctor Ledesma Patiño, a quien, desde el Portal, se felicita.
Como así también se felicita al ministro de gobierno, el paisano Neder.
Para continuar con la generosidad, también debe celebrarse la algarabía del próspero señor Alegre. Es el intendente de Santiago, que exhibe francamente sus progresos ostensibles.
Como se exhibe en la ciudad, jactanciosamente, la Alameda de las Palmeras. Sobre la costanera del Río Dulce. Palmeras bellas, pero carísimas, que fueron abonadas por la caja inagotable del Gorro Frigio.
Palmeras que brindan la suavidad poética del fresco que incita, a la hora de la siesta, o a la del crepúsculo, a aceptar, apaciblemente, sin chistar, la cultura del latrocinio. Y a ignorar la pasión, contagiosamente furtiva, por el generalizado sobreprecio.

Serenella Cottani

Anónimo dijo...

FE DE ERRATAS.
DONDE DICE: Coalición Cívica.
DEBE DECIR: Coalición Módica.

Demóstenes dijo...

Palotes, Sin Dioses, Uds. postean muy largo, me aburren.
Parecen dos conventilleras.
Basta de datos ... avanti con los gatos !!!

sin dioses dijo...

Sabe Juan me convencio, la corte menemista es lo ma mejor del mundo. Macri es un hombre bueno. "el homosexual Zaffaroni" ¿esos son sus argumentos? Ud es liberal como se dicen todos pero en el fondo es un fascista. Y cuando lo noto tan nervioso, me pongo tan contento!!
La pando le esta reservando un asiento a su lado, vaya vaya.

Juan de los Palotes Medrano dijo...

Cecilia Pando no mató nunca a nadie, ni robó un centavo al erario público.

Por desgracia no puede decirse lo mismo de los funcionarios K. Algunos mataron. Otros chorean. Y otros mataron y chorean.

Y con respecto a Zaffaroni, no veo porqué ha tomado mi descripción como agraviante. Acaso es Ud. homofóbico, Sin Dioses? Si le hubiera dicho el "pelado" Zaffaroni, también me hubiera tratado Ud. de fascista?!

Ay, Sin Dioses, Sin Dioses, que paciencia que hay que tener con Ud. Es el integrante menos "aventajado" de este blog, y sin embargo me enternece con las pavadas que escribe. Me da ternura que sea Ud. dueño de una ignorancia tan absoluta, tan pura, tan formidable. Siga así, que pronto conseguirá un empleo público en alguna repartición estatal.

sin dioses dijo...

Juan si le parece que escribo pavadas, para que entre, ¿ademas es masoca?

Martìn dijo...

A un tipo que dice:

"La necesidad de Kirchner de poner al homosexual Zaffaroni, al impresentable Lorenzetti, y a la ex-desaparecida Argibay, para que convaliden sus mamarrachos en materia de derechos humanos."

O

"Mauricio Macri ha sido el mejor dirigente que el futbol argentino tuvo en toda su historia." (Lo cual se supone que lo habilita para ser presidente de la Nacion... bueh... primero le falta ser buen Jefe de Gobierno).

O

"Cecilia Pando no mató nunca a nadie, ni robó un centavo al erario público."

Es perder el tiempo responder. Y encima se ataja en que su calificativo de "homosexual" a Zaffaroni no fue agraviante -no hay nada mas cobarde que tirar la piedra y esconder la mano-, Sin Dioses, dejamelo decir a mi: ¡¡que pedazo de forro que es Juancito!!

Saludos.