domingo, 20 de abril de 2008

Humo sobre el agua - Versión rural del viejo clasico de Deep Purple



¿Por qué todos los medios tratan de desvincular las quemas a los propietarios?

¿Por qué la “prensa independiente” capitalina nunca había hecho una nota sobre esta obra de los “buenos productores”, que venimos padeciendo en Rosario desde hace años?

Un juez procesó hace 4 años a productores por quema indiscriminada ¿Por qué la Cámara Federal de Victoria los dejó libres?

¿Por qué en La Nación no hay una editorial sobre el pisoteo de la libertad de circular ante la quema discriminada de las islas?

¿Por qué los ambientalistas de Botnia no dicen una palabra sobre esto?

¿Por qué están maquillados todos los hipermenemistas bajo el rótulo de analistas políticos?

¿Por qué están maquillados todos los lobbystas bajo el rótulo de analistas económicos?

¿Qué quiere decir prensa independiente?

¿Por qué en la prensa no hay una sola nota de opinión que repruebe de forma taxativa la quema de pastizales en las islas?

¿Por qué la Sociedad Rural está en contra de las denuncias a los incendiarios?

¿Qué me pasaría si incendio la sede de la Sociedad Rural y lo declaro como práctica habitual?

¿Quiénes son los patoteros, que atacan a toda la sociedad con el humo?
¿Por qué los productores agroexportadores juegan a ser víctimas?

¿Por qué no se dice que la quema es una consecuencia de la sojización?
¿Por qué ningún medio publicó la marcha y el festival sobre el día mundial de la lucha campesina? ¿Ellos no son el campo?

Y entrando al terreno romántico ¿Habrá unión civil entre la voz gay del campo Luis Novaresio y Alfredo de Angeli?

Para terminar una joyita de La Capital

En las islas se practica una nueva forma de quemar

La quema no autorizada de pastizales cambió con el tiempo. Hoy ya no se hace igual que antes. Con la intención de esquivar el control de las autoridades, los baqueanos de a caballo mejoraron sustancialmente su técnica. Según detallaron a LaCapital los conocedores del lugar, para incendiar los pastizales se arroja una cera altamente abrasiva que se enciende con la temperatura. Esto permite que los infractores huyan del lugar sin que nadie se percate de su actividad ilícita.

El material se esparce cuando se arrían las vacas hacia una zona más segura. Los lugareños dejan a su paso las esquelas de cera que tiempo después provocarán las llamas. Basta que haya pasturas secas y altamente inflamables para que se genere el primer foco. Luego, los vientos en la zona de islas se encargarán del resto.

http://www.lacapital.com.ar/contenidos/2008/04/19/noticia_5181.html

2 comentarios:

Marquinho dijo...

Muy bien enfocado el tema del maldito humo. Un saludo con los ojos irritados.

Cubrepileta dijo...

Excelente nota, me encantaría escuchar a las autoridades tartamudeando ante tus preguntas.
El humo debería ser simbólico para los Argentinos, puesto que representa en forma directa a nuestras autoridades, medios de prensa enfocados en plasmar la realidad, justicia, dignidad, lealtad, todo; todo es humo, a un punto que nos invadió de tal manera que ya nos cuesta respirar y mantener los ojos abiertos.

Saludos