domingo, 15 de noviembre de 2009

Un Poroto para Binner



No podemos dejar de alegrarnos por esta iniciativa del Gobernador Binner quien planea gravar las transferencias gratuitas (herencias) de campos y empresas con una alícuota de hasta el 11% de su valor.

Este impuesto que es más alto que el que impuso Scioli en la Provincia de Buenos Aires tanto por su porcentaje (11% contra un 5%) como por el revalúo de campos que se viene, le permitiría a la Provincia hacerse de un ingreso de 1.200 millones de pesos al año.

Medidas como estas, son mucho más redistributivas que el proyecto de aumento del monotributo impulsado a nivel nacional que perjudicará principalmente a pequeños comerciantes, emprendedores y trabajadores autónomos anotados en las categorías más bajas.

Urge una reforma impostiva progresiva a nivel nacional. Esperemos que nuestra Presidenta lo haga.


17 comentarios:

QueKretinos LosK dijo...

1) Elevar y escalonar tasas de Ganancias
2) Gravar la renta financiera
3) Disminuir o eliminar el IVA para la canasta familiar.

Algunas reformas necesarias, tendientes a que nuestro sistema impositivo sea mas progresivo, y progresista

Sin Dioses dijo...

Esta bien la medida, pero la base mínima es muy baja. Son 300 mil pesos a un 7 %. Imagina un campo de 300 lucas, son 20 a lo sumo 25 hectareas en la región centro. Si el dueño del campo tiene 3 hnos, la herencia que le quedan es muy poca. Creo que la base mínima tendría que ser mas alta para que sea mas justa. La base mínima tendría que estar dada por el número de herederos y no por el valor del inmueble. No se si entendes mi planteo. Ej la base tendría que ser 300 lucas pero no por bien, sino por heredero y arrancar con un porcentaje más bajo.

Rob Rufino (las segundas partes nunca fueron buenas) dijo...

SD (como te dicen ahora)
Me parece un paso adelante respecto a lo que hizo Scioli.

Igual habrá que ver como termina la película.

Abrazo, Rob.

Sin Dioses dijo...

Rob te dije que me parece bien la medida, tendrían que ajustar algunos números para que sea progresiva y no regresiva.

Alain Temperie dijo...

Según reza el paper en estudio en el seno de la administración, serán pasibles del gravamen las transferencias por herencia, legado, donación, renuncia de derechos y ventas en favor de descendientes o sociedades, de los bienes radicados en la provincia y de las personas que tienen domicilio allí. Alcanza a los bienes muebles e inmuebles, depósitos bancarios, créditos, títulos públicos y acciones, entre otros.

¿Todo esto para financiar un déficit de casi 2.000 millones? Un disparate.

Anónimo dijo...

Ya que estamos ¿porqué no incautar directamente todos los bienes de los difuntos si total ellos no los necesitan más?
¿No sería mejor tratar de generar ingresos a través del incentivo de la producción? (cuando digo incentivo no digo subsidio).
Estoy en desacuerdo del aumento de impuestos y gravámenes por culpa de las malas administraciones.

Saludos.

Anónimo dijo...

Amigos la foto nueva de Cristina no la favorece en nada, si se sigue haciendo cirugías va a quedar igual a Polino y la Pradón, pero nacional y popular.

Glicha dijo...

Ahora vamos por la expropiación de bienes. Muy buena salida, son muy originales. Binner le chupás la japi a Kirchner por unas monedas.

Gastronómico dijo...

Rob, lo que habrás puteado a Binner y ahora terminás dedicandole un post. A vos cualquier poronga izquierdosa te cae bien. Un poco de coherencia te pido. El odio al campo y los productores los enceguece.

Sin Dioses dijo...

Rob, se nota que el argumento de la derecha es el insulto fácil. Son incapaces de discutir una idea. De decir no estoy de acuerdo, por tal y tal cosa, putean y después te dicen que tenes odio. Jodidas este clase de "gente".

Andrés dijo...

Disculpe Sin Dioses, creo que no agredía a nadie con mi comentario. Hasta propuse una alternativa para lograr mayores ingresos en las arcas estatales.

No estoy de acuerdo que por mala administración de los fondos que provienen de los impuestos que se pagan a nivel municipal, provincial y nacional la totalidad de la población sea afectada por nuevos impuestos o el aumento de los ya existentes.

Lo que yo haría es justamente lo contrario. Le daría créditos blandos a la población para que puedan invertir y producir más. Cuanto más produzcan y cuanto más exporten, mejor. Con el nivel de impuestos que hay hoy para la producción como para la exportación se deberían poder cubrir las necesidades de salud, educación y seguridad de todos nosotros. Como verá, no estoy hablando de una baja de impuestos, estoy hablando de incentivar a través del mantenimiento de la legislación vigente y no andar modificando cada dos por tres para que el Estado pueda sacar cada vez una mayor tajada.

Para llegar a eso también se deberían modificar ciertas cosas. Cosas como el costo estructural de nuestro propio Estado. Esto podría lograrse teniendo una administración más transparente y poderes independientes como lo indican nuestra Constitución.

Si bien un Estado no es una empresa, estoy convencido que para lograr una equidad en su población (equidad social, no económica), hay que invertir en educación, ocuparse de la salud y juzgar con la misma vara a todos.

Saludos, Andrés (el anónimo de las 15:44)

Sin Dioses dijo...

Andrés: no me refería a ud. disculpe si lo ha sentido asi, me referia a los comentarios posteriores. Usted se manifestó con soltura y con principios y engrandenciendo el debate.
Un saludo

Anónimo dijo...

cuando se destruye la riqueza, sólo se crea más pobreza

Gama dijo...

Ustedes son bárbaros distribuyendo la que hacen otros.

Todos Gronchos dijo...

Y Sin Dioses? Esta cómo la arreglamos?

Al centro y adentro dijo...

Che Rob al final Binner se echó atrás con la medida. Parece que continúan con su téctica mediática: tiran la noticia por los diarios y se esconden según las repercusión que tenga en el establishment. Y claro... Margariti los retó.
Saludos

Udi dijo...

Perdón por el exabrupto antidiluviano, pero el nivel de análisis económico de algunos comentaristas es paupérrimo.¡ Se quedaron en el mercantilismo !
Pero, por lo menos , se sinceran: no quieren pagar impuestos. Ninguno. Ni hablar. El darwinismo social en cueros, y a la vista.
Y cuando la resistencia popular los pone a la defensiva, no vacilan en masacrar a una generación.
Esos son los límites del capitalismo argento, en la senilidad del irracional modo de producción que nos instala, día a día, en la barbarie.
Puaj !